Ydígoras fuentes, miguel (1895–1982)

Miguel Ydígoras Fuentes (b. 17 octubre 1895; d. 6 de octubre de 1982), presidente de Guatemala (1958-1963). Nacido en Pueblo Nuevo, Retalhuleu, en una familia de ascendencia vasca, Ydígoras siguió una carrera militar, llegando al rango de general. Se desempeñó como gobernador departamental y como jefe del departamento de carreteras durante la dictadura del general Jorge Ubico (1931-1944), cuando se ganó una reputación en el campo como un administrador duro pero justo. Como recompensa por apoyar a la nueva junta de la Revolución de Octubre (1944), fue nombrado embajador en Gran Bretaña, donde quedó impresionado por la democracia parlamentaria británica.

En 1950 se postuló para la presidencia de Guatemala contra Jacobo Arbenz (1950-1954), pero se vio obligado a esconderse durante gran parte de la campaña. Exiliado a El Salvador, ayudó a organizar la insurrección respaldada por Estados Unidos que derrocó a Arbenz en 1954.

Después del asesinato del presidente Carlos Castillo Armas en julio de 1957, Ydígoras reorganizó su partido político, Reconciliación Democrática Nacional, e hizo campaña por la presidencia contra Miguel Ortiz Passarelli, el candidato oficial. Cuando el gobierno declaró a Ortiz ganador en unas disputadas elecciones, Ydígoras lanzó las masivas manifestaciones callejeras que lograron revertir las elecciones. En enero de 1958 derrotó al coronel José Luis Cruz Salazar en lo que se consideró una elección justa y libre.

El régimen de Ydígoras Fuentes fue una mezcla peculiar de populismo, conservadurismo económico y nacionalismo. Por lo tanto, apoyó firmemente la creación del Mercado Común Centroamericano e impulsó una ley de incentivos industriales, una ley de protección a la inversión extranjera, una ley de reforma agraria limitada y una ley de impuesto sobre la renta. Ydígoras también permitió una libertad personal sustancial.

Ante la amenaza de la subversión castrista y la necesidad de apoyo de Estados Unidos, Ydígoras proporcionó en secreto una base para la invasión de Bahía de Cochinos. La reacción de los oficiales nacionalistas condujo a un levantamiento militar en noviembre de 1960 que fue reprimido por unidades leales del ejército con ayuda de Estados Unidos. En 1961, varios de los oficiales rebeldes lanzaron el movimiento guerrillero que ha continuado hasta la década de los noventa.

En marzo de 1962, las acusaciones de manipulación electoral, incompetencia administrativa y corrupción precipitaron un movimiento de protesta liderado por estudiantes que obligó a Ydígoras a instalar un gabinete militar para retener el poder. Pero los militares se volvieron contra él cuando permitió que su antiguo némesis (y también el de Estados Unidos), el ex presidente Juan José Arévalo (1945-1951), regresara a Guatemala para disputar las elecciones de 1963. Ydígoras fue derrocado el 30 de marzo de 1963 en un golpe de Estado encabezado por su ministro de Defensa, el general Enrique Peralta Azurdia (1963-1966).

Ydígoras vivió exiliado en Nicaragua, Costa Rica y El Salvador hasta principios de la década de 1970, cuando regresó a Guatemala en virtud de una amnistía ofrecida a todos los ex presidentes residentes en el exterior por el presidente Carlos Arana Osorio (1970-1974). Comentó extensamente en la prensa sobre los asuntos guatemaltecos. En 1980 viajó al Vaticano para ver cumplido un objetivo por el que había trabajado durante muchos años: la beatificación del Hermano Pedro de Bethancourt.