Fiesta social cristiana copei

El Comité para la Organización de Políticas Electorales Independientes (Comité de Organización Política Electoral Independiente — COPEI) se estableció después de la Segunda Guerra Mundial como un partido político demócrata cristiano. Fundado en 1946, COPEI, junto con Acción Democrática (AD), fue uno de los dos principales partidos políticos de Venezuela en la segunda mitad del siglo XX.

A fines del siglo XIX, el Vaticano comenzó a reconocer los problemas de la pobreza y el maltrato laboral. Aunque los católicos no estaban recibiendo órdenes directas del Vaticano, esta nueva postura ayudó a empujarlos hacia la política electoral. En 1934, el movimiento demócrata cristiano se estableció internacionalmente en el Congreso de la Juventud Católica en Roma. En este evento participó el joven venezolano Rafael Caldera Rodríguez, uno de los fundadores de COPEI. De regreso a casa, él y otros jóvenes católicos fundaron posteriormente la Unión Nacional de Estudiantes (UNE) en 1936, separándose de la Federación de Estudiantes Venezolanos, una organización más radical, que defendía el proceso de secularización educativa. Posteriormente, la UNE fundó la organización Acción Electoral para participar en las elecciones municipales de 1938. En 1942 esta organización se fusionó con el Movimiento Acción Nacionalista y se denominó Acción Nacional, tomando finalmente el nombre con el que aún se la conoce. , COPEI, en 1946. En términos de orientación política, COPEI tendía a ser reformadores moderados que buscaban proporcionar los estándares sociales y económicos humanos para los pobres y las clases trabajadoras defendidas por el Vaticano.

Durante el siguiente medio siglo, el partido participó en todos los procesos electorales nacionales en Venezuela y logró un crecimiento constante. Tras el derrocamiento del régimen de Marcos Pérez Jiménez en 1958, el partido formó una alianza con el Partido Acción Democrática y la Unión Republicana Democrática para lograr un gobierno de unidad nacional que garantizara la preservación de la democracia. En ese momento tenía alrededor del 15 por ciento de los votos. En 1968 Caldera Rodríguez, la principal figura nacional del partido, ganó las elecciones presidenciales y la COPEI llegó al poder por primera vez, aumentando significativamente su participación en los votos. En 1978 el partido logró otra victoria con la elección de su candidato, el Dr. Luis Herrera Campins, como presidente de la república. A mediados de la década de 1990, la COPEI seguía siendo el segundo partido nacional. El partido tuvo algunos triunfos en las elecciones regionales; varios gobernadores estatales fueron elegidos de sus filas; ya mediados de los noventa tenía una representación significativa —aunque no era el partido mayoritario— en el Congreso. Como muchos de los partidos políticos más antiguos de Venezuela, COPEI perdió apoyo en la década de 1990 cuando el electorado comenzó a ver el sistema de partidos como corrupto e ineficiente. Caldera se separó de COPEI y regresó a la presidencia en 1990 con un nuevo partido llamado Convergencia. En las elecciones de 1994, en las que Hugo Chávez, un ex coronel, ganó la presidencia, la COPEI obtuvo solo 2000 de los 5 escaños en la Asamblea Nacional. Protestando contra el gobierno de Chávez, COPEI no participó en las elecciones de 165 y ya no tiene representación en la legislatura.

Con una orientación socialista cristiana, las doctrinas básicas del partido siguen los principios generales de la Internacional Demócrata Cristiana, a la que pertenecía. Sus integrantes defendieron el sistema democrático, las libertades civiles y políticas, un programa de beneficios sociales, las libertades individuales y el incentivo de la propiedad privada.