Cuenca del Amazonas, arqueología

Arqueología Cuenca Amazónica. La arqueología de la cuenca amazónica colombiana se concentra en el río Caquetá en la región de Araracuara y La Pedrera y en el río Amazonas en la región cercana a la ciudad de Leticia, Colombia. La investigación realizada en estas áreas se ha centrado en la identificación de las tradiciones alfareras y en el estudio de las primeras adaptaciones humanas al medio forestal. Los primeros estudios definieron la existencia de una tradición alfarera temprana relacionada con la cerámica barrancoide (2000 a. C.), cuya ocurrencia puede ser el resultado de migraciones desde la Amazonía central o baja. La alfarería se caracteriza por formas sencillas con decoración incisa. Una segunda tradición alfarera se caracteriza por una elaborada alfarería policromada cuyo origen se presume está en la desembocadura del río Amazonas (complejo Marajoara) o en el norte de los Andes.

Los estudios orientados a la comprensión de las adaptaciones humanas al bosque tropical de la Amazonía se centran en la existencia de suelos derivados del enriquecimiento humano intencional (suelos antrópicos). Sin embargo, el origen de estos ricos suelos orgánicos a veces llamados terra preta está en debate. La mayor parte de la evidencia existente indica que terra preta Los suelos están formados por procesos naturales relacionados con incendios, inundaciones y otros factores que afectan la composición química del suelo. El objetivo de la investigación realizada en esta área es comprender si la Cuenca Amazónica sostuvo sociedades de gran escala en el pasado.