Convención de Londres

Acuerdo internacional para mantener los buques de guerra fuera del Bósforo.

El 15 de julio de 1840, el secretario de Relaciones Exteriores británico, Lord Palmerston, obtuvo la adhesión del Imperio Otomano, Prusia, Rusia y Austria a un tratado que redefinía el estatus internacional del Estrecho del Bósforo y los Dardanelos. Según sus términos, ningún buque de guerra extranjero, excepto los pequeños buques en misiones diplomáticas, debía pasar por el estrecho mientras el Imperio Otomano estuviera en paz.

En un protocolo separado, se establecieron una serie gradual de sanciones si Muhammad Ali, virrey de Egipto, y su hijo, Ibrahim Pasha, se negaban a retirarse de Siria. En consecuencia, la armada británica bombardeó Beirut y Acre, desembarcando tropas. Esta amenaza de cortar las líneas de suministro egipcias obligó a los egipcios a retirarse al sur del Sinaí. El 13 de julio de 1841 se reafirmó la Convención de Londres de 1840, esta vez con la adhesión francesa. Como Francia había sido el patrocinador de Muhammad Ali, esta segunda Convención de Londres fue una clara derrota para Francia. Muhammad Ali perdió todo por lo que había apostado, conservando solo el virreinato hereditario de Egipto, al sur del desierto del Sinaí.

Bibliografía

Webster, Sir Charles. La política exterior de Palmerston, 1830-1841: Gran Bretaña, el movimiento liberal y la cuestión oriental. 2 vols. Nueva York: Humanities Press, 1969.

arnold blumberg